16
Nov

Diseñando

Veamos un estudio de arquitectura normal como se entiende actualmente, dos “arquitectillos” o tres recién terminada la carrera ponen juntos un estudio para ver si pillan algo de curro, entonces se inspiran en el estilo (pero sin que se note demasiado…) de algún arquitecto de los años 60, para empezar, “primero Mies y con la historia vamos evolucionando a ver si en un ratillo podemos proyectar una cocina con corian a lo Zaha 😉 Hadid o si la propiedad tiene pasta ponemos un poco de titanio en las pérgolas”.


En este maremágnum de clientes… (uno o dos), el “técnico competente en estructuras y cerramientos” busca un promotor potente, o algo así.., y ahí le hemos dao, de los sueños iniciales de corian, titanio y mármol , pasamos al chalé de promoción donde con un render y una memoria de calidades está casi todo hecho…Porqué renunciar a cosas tan elementales y tan útiles que sólo necesitan ser pensadas en un principio para que funcionen después, como la insolación, el ahorro energético o la gestión del agua.

Pretendemos dar a los clientes un añadido porque creemos que estamos para algo más que para firmar, el otro día nos han dicho:

– “Pensad vosotros que pa’ eso habéis estudiao”

Pues eso, pensaremos, en hacerlo mejor, más rápido y más barato, más respetuoso con el medio y más de acuerdo con las necesidades de los clientes.

Ofrecemos una alternativa, proyectar para gente que piense como nosotros y con gente que piense como nosotros, basando los proyectos en el diseño, en el sentido literal de la palabra DISEÑO según Wikipedia:Se define como el proceso previo de configuración mental “pre-figuración” en la búsqueda de una solución en cualquier campo, mucho mejor que la que da el diccionario de la RAE: Traza o delineación de un edificio o de una figura.